Medio Ambiente

En Oaxaca, arrestan a hombre con 30 mil huevos de tortuga

Un hombre en posesión de 30 mil huevos de tortuga marina fue detenido el jueves 8 de octubre en Santa María Huamelula, Oaxaca, informó la Fiscalía General del Estado. 

El hombre conducía una camioneta Nissan sin faros poco después de las 10 pm del jueves y se negó a detenerse ante las autoridades que lo persiguieron y lo detuvieron. Los huevos se encontraron en la cama de la camioneta en 60 bolsas de plástico negras. 

Los huevos estaban siendo llevados a un comprador en la Ciudad de México, dijeron las autoridades. Los huevos de tortuga marina se consideran un manjar y, en algunos lugares, un afrodisíaco. En el mercado internacional, un solo huevo de tortuga puede valer hasta US $ 300.  

La carga y el presunto traficante de huevos de tortuga fueron puestos a disposición de la Fiscalía General de la República con sede en Salina Cruz, Oaxaca.

Añaden que en tres meses fueron confiscados 79 mil huevos de tortugas en la región del Istmo, aunque no detallan qué tipo de tortuga se estiman que son marinas.

De acuerdo con el artículo 420 del Código Penal Federal, se impondrá pena de uno a nueve años de prisión y multa que va de los 300 a los tres mil días, a quien ilícitamente recolecte o almacene los productos (como son los huevos) y subproductos de tortugas marinas, y se aplicará una pena adicional de tres años más de prisión y hasta mil días de multa adicionales a quienes realicen estas actividades en un área natural protegida.

Las tortugas marinas y sus huevos están en peligro y protegidos por la ley mexicana. El hombre podría enfrentarse a una multa de 300.000 pesos (14.186 dólares) y hasta nueve años de prisión por recolectar los huevos de forma ilegal. 

Aunque la venta de huevos de tortuga está prohibida en México desde 1990, continúa en muchos lugares, especialmente en el área donde el hombre fue arrestado en la costa del Pacífico de Oaxaca. 

Esta última incautación eleva el total de huevos de tortuga marina incautados por las autoridades en la región del Istmo de Tehuantepec a 79.000 desde julio.

Mientras tanto, un grupo de conservacionistas de la vida silvestre de California ha desarrollado un producto que podría ayudar a las autoridades a combatir el tráfico de huevos identificando las principales rutas comerciales, así como los pequeños cazadores furtivos.

La organización sin fines de lucro Paso Pacifico ha desarrollado un huevo señuelo que pueden imprimir en 3D y equipar con un transmisor GPS económico. Luego, los huevos se pueden colocar en un nido de huevos reales y se pueden rastrear usando un teléfono celular. 

Comentarios