Sociedad

El próximo domingo quedará reestablecido el suministro eléctrico de las Líneas 1, 2 y 3 del Metro

A cinco días del incendio que consumió cinco pisos en el edificio del Puesto Central de Control (PCC) del Sistema de Transporte Colectivo (STC) y tiene paralizadas las líneas 1, 2 y 3, Florencia Serranía Soto, directora del Sistema, brindó un informe de avances. Uno de los principales logros ha sido la instalación de los interruptores de energía de las líneas sin servicio.

Luego de la instalación del Puesto Central de Control de energía emergente en la macroplaza del conjunto Delicias el día de ayer, hasta el 14 de enero se ha logrado instalar los interruptores de energía que permitirán el desplazamiento, iluminación y servicio de los trenes y túneles de las líneas afectadas. De acuerdo con Serranía Soto, el logro permitirá restablecer el suministro de electricidad el 17 de enero de 2021.

De acuerdo con el más reciente informe de avances en el restablecimiento del servicio, también se ha logrado el avance del 40% en la rehabilitación y conexión de los transformadores con el Puesto Central de Control emergente. En el mismo grado de progreso se encuentra la operación con protocolos de seguridad y control para cada una de las líneas paradas.

Por otro lado, el sistema de telemetría, por el cual es posible la visualización de los trenes de la línea 1 en tiempo real, se encuentra en proceso de configuración. Además, dicho sistema se vincula con la verificación en el control y pilotaje automático de los mismos convoyes, el cual también se encuentra en curso con el objetivo de realizar el recorrido de trenes vacíos el 23 y 24 de enero.

Acerca de las líneas 4, 5 y 6, la Directora del Metro afirmó que la seguridad en el recorrido de los trenes a través de los túneles está garantizada por el sistema de pilotaje automático. El mismo cuenta con un sistema de protección habilitado para impedir el avance de un vehículo más allá de la distancia de seguridad, por lo cual es casi imposible la colisión o acercamiento riesgoso entre coches subterráneos.

Además, en dichas líneas opera un sistema de comunicación entre reguladores y operadores. De esa forma, las y los trabajadores en el PCC pueden conocer en tiempo real la ubicación de cada uno de los trenes. Para las primeras 3 líneas se rehabilitará el mismo sistema aunque, para garantizar la eficacia y seguridad en la comunicación y viajes, los primeros recorridos se realizarán con pocas unidades.

Durante la misma conferencia, Serranía Soto enfatizó en que las labores de rehabilitación corresponden a un trabajo de grandes dimensiones. En ese sentido, explicó, para conseguir el arranque de las líneas se necesita “una tríada de componentes neurálgicos”.

Por medio de un esquema se detalló acerca de dichos elementos. El primero de ellos se trata de los transformadores de energía, los cuales reciben el suministro proveniente de las acometidas de Jamaica y Nonoalco de la CFE. Luego de pasar por aquí y ser convertida, la energía llega a los interruptores de control con el kilovoltaje requerido. Durante el incendio uno de los transformadores fue dañado.

La segunda parte corresponde al Puesto de Control de energía. En este lugar, la energía proveniente de los transformadores es protegida y controlada. También existe un dispositivo autómata que monitorea los niveles y previene accidentes, a través de la interrupción del suministro, en caso de detectar disturbios en la energía.

Finalmente, la energía es integrada y enviada a las subestaciones para lograr, entre otras cosas, la tracción, alumbrado y señalización de las 3 líneas. El integrador también está siendo rehabilitado y alojará el Puesto de Control emergente de las primeras 6 líneas, así como el Puesto de Control del resto de las líneas con excepción de la A y la 12.

Con el avance en la rehabilitación del STC, se espera que el servicio en la Línea 1 pueda volver el 25 de enero.

Comentarios