Legislativo

Diputados aprueban incorporar concepto de resiliencia en la Ley de Vivienda

La Cámara de Diputados aprobó con 448 votos a favor, cero en contra y dos abstenciones, reformar la Ley de Vivienda, con el objetivo de incorporar el concepto de “resiliencia”, para generar asentamientos urbanos que, al ser afectados por un fenómeno natural y las edificaciones que lo conforman, regresen a su estado original sin la necesidad de que sean demolidos o sustituidos.

El dictamen, que reforma la fracción XVII del artículo 8 y adiciona una fracción XIII al artículo 4 de la citada ley, define la resiliencia “como la capacidad de un sistema, comunidad o sociedad potencialmente expuesta a un peligro para resistir, asimilar, adaptarse y recuperarse de sus efectos en un corto plazo y de manera eficiente, a través de la preservación y restauración de sus estructuras básicas y funcionales, para lograr una mejor protección futura y mejorar las medidas de reducción de riesgos”.

El documento, enviado al Senado para sus efectos constitucionales, cita que la Ciudad de México es vulnerable a sismos y la falta de preparación para enfrentar escenarios de desastre, hace importante desarrollar la resiliencia urbana de las personas para lograr una rápida recuperación.

Agrega que para lograr que la resiliencia se incorpore y ejecute por cada uno de los gobiernos locales, el país debe tomar las medidas necesarias en materia de reglamentación en planeación urbana y construcción, porque en gran medida los daños materiales y pérdidas humanas que se suscitan por un fenómneo natural son resultado de la falta de planeación urbana.

Al fundamentar el dictamen, la diputada Lucía Flores Olivo (Morena) dijo que esto permitirá que las construcciones de viviendas sean adecuadas al entorno en donde se desarrollen y tengan la posibilidad de soportar las adversidades del entorno geográfico.

Puntualizó que la reforma está acorde con la agenda 20-30 para el desarrollo sostenible, que se establece en el objetivo 11, denominado “comunidades y ciudades sostenibles”.

Afirmó que la Comisión considera que la resiliencia no debe quedar exclusivamente determinada a un espacio doméstico, sino que, en el sentido de otorgar mayor certeza jurídica, urbana y social, se conceptualice con un término que atienda a todos los centros de población a lo largo del país.

“Con esto, llevaremos a cabo la armonización de nuestro derecho positivo, además de contribuir al cumplimiento de las agendas en materia internacional de la que nuestro país forma parte”, agregó.

La diputada María Chávez Pérez (Morena) afirmó que es importante desarrollar la resiliencia urbana de las personas en barrios y colonias para garantizar que tengan la capacidad de gestionarse de manera rápida y eficiente, antes, durante y después de una emergencia, para lograr la rápida recuperación de las ciudades y sus habitantes.

Comentarios